lunes, 8 de agosto de 2016

Fotoreportaje "Mujeres Valientes de una Guerra"

En el artículo anterior les compartí los testimonios de algunas víctimas del Congo. Ahora le ponemos rostro a cada uno de esos testimonios, con estas fotografías de Isabel Muñoz y Concha Casajús, quienes se unieron junto a la periodista congoleña Caddy Adzuba para este proyecto, que muestra las historias de las mujeres congoleñas que han logrado sobrevivir y salir adelante entre la extrema violencia sexual que se vive en su país.

Casa África (consorcio público español que busca fomentar las relaciones entre Africa, Europa y Africa) unificó en una exposición el trabajo independiente que realizaron las fotógrafas en la RDC y que tiene como objetivo reunir las historias de estas mujeres y mostrar su determinación a enfrentarse al sufrimiento y decir definitivamente NO a su condición de víctimas.

Los nombres de las obras son "El camino a la esperanza" de Isabel Muñoz y "Las mujeres que rompieron el silencio" el poryecto de Concha Casajús.


Para ver la galería de imágenes completa entra a nuestra fanpage: Mujeres del Congo

Leer:
Testimonios de Mujeres Valientes del Congo
También:
Richard Mosse fotografía en infrarrojo la guerra del Congo
Del Congo con Amor / From Congo with Love de John Rankin
"The Boston Globe” publicó imagenes recientes del Congo


lunes, 6 de junio de 2016

Testimonios de Mujeres Valientes del Congo

Las cifras de violaciones sexuales y mujeres muertas en la República Democrática del Congo son estremecedoras y aunque desde que empecé el blog en 2008, he visto como se han sumado a esta causa periodistas, fotógrafos, activistas y ONG al rededor del mundo, los testimonios no cesan.
Lo único bueno de estos testimonios es que tenemos la certeza de que se trata de mujeres que pudieron sobrevivir y en muchos casos salir adelante a pesar de la tragedia.

Las fotógrafas Isabel Muñoz y Concha Casajús estuvieron en Bukavu haciendo cada una un trabajo independiente y estos son algunos de los testimonios que se recopilaron de las víctimas:


La historia de Zabulonda Mwin Elysée la cuenta ella misma: “Tengo 28 años y cinco hijos. Nací en Shabunda, a 350 kilómetros de Bukavu. Había conflictos en nuestra aldea y nos trasladamos a las pequeñas casas que construimos como refugio en el bosque. Al huir llegaron las Fuerzas Democráticas para la Liberación de Ruanda (FDLR) para atacarnos. Estaban mis padres, mis hermanos y hermanas… Los FDLR preguntaron por el jefe de la familia y se presentó mi padre y le obligaron a violar a su primera hija, que era yo. Mi madre estaba allí. Mi padre se negó. Lo decapitaron y lo descuartizaron. Nos dieron los trozos para que nos los comiéramos. Nos negamos, y mataron a mis hermanos. Quedamos mi madre y yo. Me violaron, no sé cuántos, introdujeron objetos en mi vagina, perdí el conocimiento y seguían violándome. Recobré el conocimiento y había cadáveres junto a mí: mis hermanos, también mi madre. Sólo quedaba mi abuela. En el hospital al que me trasladaron me dijeron que habían destruido todos mis órganos sexuales. No sabía cómo podía hacer mis necesidades, no sentía nada… Acabé en Bukavo, en Panzi, el hospital que se ocupa de las mujeres violadas. Estuve ingresada tres años, tuve múltiples operaciones. Me negué a regresar a mi aldea, no tuve fuerzas para hacerlo. Recuperé a mis hijos, a mi marido lo había perdido también. Me dijeron que no alzara peso, pero soy una portadora de objetos, tengo que hacerlo para sobrevivir, me siento muy mal, pero no tengo elección”.

Eugenie Bitondo: “Nací en Mwenda en 1967, estoy casada y tengo cinco hijos. En 2004 Mutebsi era el comandante en jefe militar y la guerra había comenzado en esa zona. Huimos de la guerra hacia Ngandu. En este conflicto murió mi marido, lo mataron en mi presencia. Entraron 14 militares y se le echaron encima porque él quería defendernos. Y los militares me cogieron y me violaron, uno tras otro, hasta siete. Desde entonces tengo dolores en las caderas, me destrozaron totalmente. Esto es el infierno y quiero anunciarlo a todo el mundo, a todo el planeta. En medio del campo, junto al río, cogen a las madres y las violan. No puedes salir de casa, porque ahí tampoco estás segura, derriban la puerta, se llevan lo que quieren y nos violan igualmente. No podemos salir a trabajar al campo, no tenemos nada de lo que podamos vivir, necesitamos ayuda para que puedan cambiar las cosas”.

Henriettre Kika: “Me violaron cinco rebeldes en el bosque. Iba al campo, cuando llegué me tiraron al suelo y me violaron, estaba agotada, no podía hacer nada. Mi marido intentó defenderme y los rebeldes lo mataron y lo descuartizaron. Después de atacarme me dejaron bajo un árbol. El ano y la vagina quedaron unidos, fue horrible ver los trozos del cadáver de mi marido junto a mí. Yo era como un animal, sangraba por todas partes, no podía tenerme en pie. Me llevaron a Kingulube y de ahí al hospital, por eso estoy viva. Soy madre de 10 hijos. El doctor encontró incluso trozos de madera adentro de mi vagina, no puedo volver a trabajar ni hacer nada. Si me ves por detrás tengo un bulto grande en el cuello, nunca tuve eso antes. No podía hablar ni comer, por eso me llevaron al doctor Denis Mukwege (leer: "El Doctor Mukwege y su Hospital") y estuve cuatro meses en el hospital. Después de muchos esfuerzos conseguí ponerme en pie. Ya no vivo con mis hijos y me siento inútil en la sociedad, olvidada y abandonada".

Mayuma Byantabo: “Tengo 46 años. Es realmente grave la situación que sufrimos. Un día salimos al campo, los niños se quedaron en casa, yo volví sobre las tres. Vi que la casa comenzó a arder. Los pequeños estaban encerrados dentro. Yo no podía entrar en la aldea, la tenían rodeada e intenté huir al campo. Pero me atraparon y me violaron. Yo ya sufría al pensar que mis hijos se habían quemado vivos en la casa y perdí el conocimiento. Dos días después, unas personas me recogieron y estuve una semana sin saber dónde me encontraba ni lo que había pasado ni lo que había sido de mis hijos. Me trasladaron a Bukavu para que me curasen. Mi marido, que no estaba con nosotros cuando sucedió todo esto, al enterarse me abandonó, me echó la culpa de lo que había sucedido. A mis padres los mataron en la aldea, a mis hijos los quemaron vivos, me encontraba sola en el mundo. Pienso que, de no haber sido por la guerra seríamos felices, estaríamos todos en la aldea con nuestros padres y nuestros hijos. Es la guerra la que ha traído todo esto.

Cheusi Kwasila Anne (profesora): "Estaba con mi marido, éramos comerciantes, llevábamos mercancías para vender en Baliga, para ello teníamos que atravesar una zona de bosque; llegamos vendimos nuestra mercancía y de regreso a casa, empezó a llover y nos refugiamos bajo un árbol, los dos con nuestro hijo. Aparecieron unos hombres con antorchas, llevaban armas, nos intimidaron y mi marido les ofreció el dinero de las mercancías que habíamos vendido. No quería el dinero, solo querían violarme y que mi marido y mi hijo lo presenciaran. Lo hicieron seis hombres y perdí el conocimiento. Introdujeron un cuchillo en mi vagina, me destrozaron por completo. Nos abandonaron a los tres, pero yo seguía inconsciente. Luego supe que violaron a otras 12 mujeres. Mi marido me trasladó a una población cercana, me atendieron y empecé a curarme. Pero él me abandonó porque había dejado que me violaran, decía que tenía que haberme resistido aunque me hubiesen matado por ello. Fui a Bukavu, al hospital de Panzi para que me curasen y no pude volver a mi aldea. Hoy vivo sola y me hago cargo de nueve niños. Hoy pido protección al Gobierno, que nos dé la paz. Sé que mi marido me dejó pero sé que él también estará traumatizado por la atrocidad que tuvo que presenciar".

El caso de las siguientes dos niñas es similar, acusadas de brujería:
Nadège, de ocho años. Lleva dos años en un orfanato. Es uno de los muchos hijos nacidos fuera del matrimonio. Su padre murió y su madre, con una vida desordenada, enfermó y falleció más tarde. Los vecinos la acusaron a ella y a sus hermanos de brujería. Su hermana se escapó y desapareció. A ella la salvaron llevándola a un centro de acogida. De lo contrario, seguramente la habrían matado.

Sifa también nació fuera del matrimonio, su madrastra la culpa de la muerte de su hermano pequeño de año y medio. Sifa lo tenía en brazos, se le cayó y se rompió una pierna. La madrastra la acusa de brujería y los vecinos, para salvarla de la tortura y de la calle, la mandan al orfanato.

Leer más testimonios:
¿Pourquoi? (¿Por qué?) Con Caddy Adzuba
Masika Katsuva, inspiradora!
Testimonios de las victimas


Fuentes: Casa África / El País España /

viernes, 6 de mayo de 2016

Grupos Yihadistas Persiguen y Asesinan Cristianos en Congo


La República Democrática del Congo, en especial el Este del Congo, es un territorio que vive en tragedia desde hace años, pero de todos los artículos que he escrito, el tema de hoy aporta un nuevo elemento a esta guerra sin fin. Un nuevo enemigo (que como todos los demás) busca adueñarse de esta tierra.

Se trata de nuevos grupos con una clara tendencia yihadista, que han estado infundiendo terror en la aldeas, con el objetivo de lograr un desplazamiento forzoso de la población y ocupar sus tierras para instalar bases de entrenamiento. Además reclutan jóvenes congoleños en el norte y sur de Kivu (al este del Congo) que son enviados por la Muslim Defense International a la zona del macizo del Graben, una especie de "zona libre" que utilizan para adoctrinar y formar jóvenes combatientes islamistas de Kenia, Uganda, Ruanda, Sudán y Nigeria, que luego son enviados de vuelta a sus países de origen, a cometer atrocidades motivadas por supuestas ideas religiosas.

A principio de este mes, fueron asesinadas de manera cruel y salvaje 17 personas por el simple hecho de ser cristianos. El administrador de la región de Beni, Bernard Kalonda Amisi, afirmó que “el grupo rebelde yihadista se enfrentó a las fuerzas militares, logrando entrar a los hogares donde se encontraban los cristianos, para asesinarlos de una manera cruel, decapitándolos y picándolos a cada uno’.    

World Watch Monitor (organización dedicada a cuidar los derechos de los cristianos del mundo y su libertad de creencias) monitorea la persecución y ha explicado que estas masacres se han vuelto más frecuentes y se han registrado más de 38 casos en la región de personas cristianas que han sido descuartizadas con machetes y cuchillos, incluyendo miembros de la Iglesia Communaute Evangelique au Centre de l’Afrique.  

Si se pregunta qué ha hecho el gobierno? Por supuesto que ya ha recibido las denuncias que desde hace un año han enviado los líderes cristianos de la provincia de Bukavu y autoridades locales, sobre la situación que se está viviendo en la región, pero sus peticiones no han sido atendidas como debe ser y el plan de las autoridades sería el de trasladar a los cristianos de sus tierras, movida que estaría indirectamente ayudando a la meta de los grupos terroristas musulmanes de alejar a la gente de sus propiedades para luego ocuparlas.
Otra información de Open Doors ha confirmado que los militantes islámicos que operan en la República Democrática del Congo concentran sus actividades en esa área del país, donde el 95% de la población son cristianos.

¿Será que estamos ante un grupo de musulmanes que pretende conquistar el país? Lo único seguro es que la pasividad del Estado congoleño y la indiferencia de la comunidad internacional nuevamente reinan en estas situaciones que requieren atención inmediata!


viernes, 8 de abril de 2016

Sólo Quedan 38 Jirafas en Congo

Los animales en Congo también sufren. Ya he hablado en artículos anteriores sobre la sangrienta cacería que sufren los elefantes y ahora el turno es para las jiarafas Kordofán, una de las nueve subespecies de los animales de cuello largo que viven en el continente africano (África central).

Los expertos advierten que esta subespecie está al borde de la extinción, quedando únicamente 38 ejemplares, de las cuales se estima que 34 son adultas y sólo 4 jóvenes, divididas en dos manadas dentro de la reserva. Haga de cuenta que en el planeta sólo existieran dos familias, la suya y otra, exactamente así está la situación para las jirafas Kordofán.

El hogar de estas jirafas es en el Parque Nacional de Garamba (Garamba Park) en la República Democrática del Congo, el segundo parque nacional más antiguo de África, que solía estar lleno de vida silvestre y alguna vez tuvo 500 rinocerontes blancos, 20.000 elefantes y 350 jirafas de Kordonfán. Pero en los últimos 40 años la situación ha cambiado considerablemente. Actualmente quedan menos de 1.500 elefantes, sólo 38 jirafas Kordofán y el rinoceronte blanco que habitaba allí se ha extinguió, quedando sólo 3 ejemplares en todo el mundo, que viven en Kenia.

Así de crítica y triste está la situación de los animales más increíbles y más increíble que sean los mismos habitantes del Congo los responsables, pues la práctica de la caza furtiva es la principal causas. La piel de esta especie es muy cotizada y utilizada para productos de lujo y por supuesto, también producen carne suficiente para alimentar a los cazadores furtivos durante semanas.

Garamba está dirigido por la organización sin ánimo de lucro African Parks, quienes en un intento por proteger la vida silvestre, han puesto collares de radio a varias jirafas. Se espera que esto permita a los conservacionistas monitorear cada movimiento y rastrear su paradero. Ahora el parque ha aumentado su patrullaje, aumentado del 30% a casi el 100% los guardias. Sin embargo, ha tenido un costo, ya que muchos guardabosques han muerto en acción tratando de proteger el territorio.

¿Qué derecho tenemos de negarles a nuestros hijos y nietos disfrutar de la majestuosidad de estos animales?


Leer también:

viernes, 11 de marzo de 2016

180 Niños del Congo Fueron Adoptados en el Exterior

Esta noticia puede generar felicidad o sentimientos encontrados, pues se trata de que por fin se aprobó la adopción de 180 niños congoleños que muy pronto saldrán de Congo para reunirse con sus nuevas familias, 37 de ellas en Estados Unidos.
Personalmente pienso que es una noticia alentadora saber que 180 niños tendrán la posibilidad de un mejor futuro, alejados de las violaciones y la guerra. Recordemos que Congo es uno de los peores países para vivir, sobre todo si eres niña o mujer. Sin embargo es comprensible un poco de nostalgia al darnos cuenta que la guerra obliga a algunos padres a separarse de sus hijos, quizás para siempre.

En el 2013 el Gobierno había suspendido las adopciones cuando habían 1.000 casos en proceso, alegando que los niños que habían sido adoptados hasta el momento habían sufrido maltrato, otros habían sido abandonados por sus familias adoptivas y otros supuestamente habían sido vendidos a homosexuales. Esto provocó que cientos de familias en Europa, Estados Unidos y Canadá  se vieran afectadas.

Pero la suspensión ha sido revocada y el coordinador de una comisión congoleña que examina los casos en progreso, Albert Paka, afirmó este mes que se han procesado más de 700 solicitudes, de las cuales 180 ya fueron aprobadas.

Leer También:
RD Congo es el Peor Lugar del Mundo Para ser Madre (Ranking Mundial)
Niñas Soldados en Congo
Congoleños Siguen Huyendo de su País, 65% son niños solos
Recientes Violaciones a Niñas Menores de 10 Años

lunes, 22 de febrero de 2016

La lucha de las mujeres congoleñas por el derecho a la salud

Coincidiendo con el día internacional de la mujer (próximo 08 de marzo), la ONG Farmamundi estrenará el documental "Temps d'écoute", que muestra la lucha de las mujeres congoleñas por el derecho a la salud en un sistema sanitario condicionado por los factores de género, ya que una mujer en Congo debe pedir permiso a un hombre para poder acceder al sistema de salud, pues normalmente es un hombre de la familia (esposo, tío, padre) el que  maneja los medios económicos, y hasta para el servicio público de salud también hay que pagar algo. 

Sin embargo, esta nueva pieza audiovisual nos muestra cómo las mujeres han unido fuerzas para organizarse y luchar por sus derechos y su salud. Un ejemplo es FEPSI, un centro creado en el 2002 por un grupo de mujeres y enfermeras en Butembo (Kivu Norte) para atender victimas de violaciones sexuales, SIDA o desplazadas de guerra.

Femmes Engagées pour la Promotion de la Santé Intégrale (Mujeres Comprometidas con la Promoción de la Salud Integral) cuenta actualmente con 3 médicos, 1 psicólogo, 33 enfermeras, 2 auxiliares de laboratorio, una clínica jurídica, una sala de escucha y un grupo de voluntarias para acompañar a la paciente, sí, ¡es un verdadero centro integral!: "No se puede tener salud física si no se tiene salud mental. Sobre este principio actuamos para tratar a las víctimas de violencia sexual, de SIDA y desplazados de guerra. Aparte de haber perdido todos sus bienes, su dignidad humana queda truncada, y necesitan ser escuchados, ser comprendidos", comenta Elizabeth Mbusa Kavuo, enfermera de la Sala de Escucha de FEPSI.

La mala noticia es que no todas tienen la facilidad de llegar hasta un centro de salud y ayuda como FEPSI, ya que muchas de las victimas viven en zonas rurales aisladas y tienen que caminar hasta 3 días para poder llegar hasta algún centro de salud. Otras, (como uno de los testimonios del video) están secuestradas en la selva y tienen que parir sin ningún tipo de ayuda en medio de la nada.

Uno de los testimonios del documental relata: "Vivía en el pueblo de Muhangi. Iba al campo con mi marido cuando aparecieron los bandidos. Mataron a mi marido. Eran muchos, no logro recordar cuantos. Después se tiraron encima de mí y me violaron, todos, muchos. Me quedé inconsciente. Los agresores me pasaron muchas enfermedades. A raíz de las violaciones soy seropositiva".

Tras varios meses de trabajo, el equipo liderado por la ONG y dirigido por Pol Penas (Mamma Team) nos presenta "Temps d'écoute", un documental de 35 minutos que nos invita a reflexionar sobre cómo afecta el hecho de ser mujer u hombre en el estado de salud y en el acceso a los sistemas sanitarios y a los medicamentos. Les dejo el tráiler:


Leer también:
El doctor Mukwege y el hospital de Panzi
Un tema de salud y sobreviviencia !

Más información: Farmacèutics Mundi Catalunya
Laia Pibernat barcelona2@farmamundi.org
C/ Erasme de Janer, 8
08001 - Barcelona
Tel: 93-244 44 55
www.farmamundi.org

lunes, 19 de octubre de 2015

EMERGENCIA: Congo Sufre el Peor Brote de Sarampión de los Últimos Años

Foto: MSF
La República Democrática del Congo, vive el peor brote de sarampión registrado en los últimos años y que ya ha cobrado 420 muertes. Desde el pasado marzo la epidemia ha tomado fuerza hasta la situación actual, que ha llegado a niveles casi endémicos.

Pero tratándose de un tema de salud que requiere desde principio de año atención urgente, nos enteramos por parte del coordinador general de la ONG Médicos Sin Fornteras, Jean Guy Vataux, que el gobierno congoleño ha tratando de entorpecer la ayuda al no admitir la gravedad de la epidemia ni emitir una declaración oficial de la gravedad del asunto. Razón por la que el aporte de Naciones Unidas de 2,4 millones de dólares recién fue anunciado, cuando la cifra de contagiados ya se ha duplicado.

El otro tema a considerar son los niños de la región, que están expuestos también a otras patologías como la malaria o la desnutrición aguda, y sólo hay dos organizaciones para atender y vacunar a los niños en Katanga y sin duda, la ausencia de una atención gratuita y pública "disuade a sus madres de llevar a sus hijos enfermos al médico y prácticamente de forma diaria, descubren muertes causadas por el sarampión que no han sido tomadas en cuenta". afirma el coordinador de MSF, Augustin Ngoyi.
"En un pueblo de 500 habitantes a dos horas de camino de Kabalo, más de 30 niños menores de cinco años han muerto en los últimos dos meses. Sus pequeñas tumbas son visibles en el cementerio", ha relatado Ngoyi, quien ha calculado que estas víctimas representaban "a un tercio de su grupo de edad".

Seguramente estarán pensando que una epidemia no alcanzaria esta magnitud si se vacunara a tiempo, pero la geografía de Congo y especialmente la de Katanga hace difícil el reparto de la vacuna que requiere una cadena de frío constante

lunes, 22 de junio de 2015

Matanza de Elefantes en Reservas Naturales


"Cuando matan a las madres elefantes, las crías aún dependen de su leche y amor, y mueren lentamente de hambre, desconsolados y solos. Esto no es antropomórfico. Es un hecho observable"
El ABC del origen del marfil es que es un material muy cotizado que se encuentra en los colmillos de los elefantes y para conseguirlo los cazadores ilegales matan al animal de la forma más abrupta.
En la actualidad los colmillos de elefantes generan altas sumas en el mercado negro mundial. El kilo de marfil puede alcanzar hasta $1.000 dólares y aunque China es el principal mercado consumidor (y responsable de activar la cacería después de una relativa calma en los años 90) para sorpresa de muchos Estados Unidos es el siguiente mercado más grande para este producto. También existen grupos armados que se lucran con este comercio ilegal, como el grupo somalí al-Shabaab.

Para entender con estadísticas, la población de elefantes africanos cayó un 30% de 2007 a 2014, experimentando el mayor declive desde que hay datos científicos. Y para entender la dimensión cuando digo que matan a los elefantes de la forma más abrupta para conseguir el marfil, basta con escribir en Google “Tráfico Marfil Elefantes” y ustedes mismos verán las escalofriantes imágenes de cómo matan a estos animales para llevarse sus colmillos. Yo me atreví a públicar una, pero hay muchísimas peores, muy difíciles de asimilar.

El modus operandi de los cazadores es disparar al elefante y luego para ahorrar balas, cortan su cara con machete, toman el marfil y se van. “El elefante sin cara y con el tronco destrozado, aún le tiemban las patas”.
La matanza de elefantes ha escalado a nuevos niveles y con nuevas armas. En un artículo, que recuerdo haber leído en BBC, contaba el director del Parque Nacional Garamba (noroeste del Congo) como los cazadores dispararon desde un helicóptero con ametralladora. Cuando las autoridades fueron al lugar encontraron muchas huellas de personas, pero no se vio a nadie entrar ni salir del lugar. Ese día murieron 22 elefantes.

"Cuando matan a las madres elefantes, las crías aún dependen de su leche y amor, y mueren lentamente de hambre, desconsolados y sólos. Esto no es antropomórfico. Es un hecho observable. Sabemos que los miembros de una familia de elefantes se reconocen y se saludan unos a otros con entusiasmo. Cuando un elefante muere, toda la comunidad se lamenta" escribe Glenn Close en un artículo para CNN.

Es lamentable que incluso hasta en zonas supuestamente protegidas, los elefantes son igualmente atacados. El pasado mes, Jean-Marc Froment, director de la división de Conservación de Parques Naturales en África denunció que 30 elefantes fueron encontrados muertos y acusó de la matanza a personas procedentes del norte de Sudán: “Un grupo entró en el parque, se dividió en otros más pequeños y durante 15 días abatió a 30 elefantes” cuenta Froment.
¿Un dato irónico? La denuncia ocurrió en el momento que se llevaba a cabo en Botswana una conferencia internacional sobre la conservación de los elefantes africanos, amenazados por los cazadores ilegales.

Según la Sociedad de Conservación para la Vida Silvestre se estima que cada año se matan 35.000 elefantes, a fin de suplir una insaciable demanda global de marfil y muy probablemente en 10 años se extingan por completo. Esto es triste y da mucha rabia saber que en China el marfil se busca para tener una figurita en la sala para la "suerte”, cuando en realidad eso no sirve para nada y sin saber (o sabiendo) están apoyando las muertes de más elefantes y de las personas que viven en los parques para protegerlos.

¿Qué derecho tenemos de negarles a nuestros hijos y nietos disfrutar de la majestuosidad de estos animales? Y si te preguntas ¿Qué podemos hacer desde acá? Podemos ayudar a difundir estos artículos y contarle a las personas sobre el peligro de extinción de esta especie.

Leer también:

miércoles, 27 de mayo de 2015

Cada 25 minutos muere una madre en Congo


Títulos como “El Peor Lugar en la Tierra Para Ser Mujer” o “El Peor Lugar del Mundo Para Ser Madre”, se pasean por este blog y en este artículo haré un resumen sobre las últimas estadísticas que generan estos titulares. Lea con atención porque las cifras son estremecedoras.

Congo es el lugar donde más violaciones se producen en todo el mundo y no se trata de un mito o una exageración. La República Democrática del Congo vive desde hace años el conflicto más sangriento desde la Segunda Guerra Mundial y aunque África no es un continente olvidado, es un continente silenciado y ese es el objetivo de este blog, ser la voz de las víctimas.

Científicos estadounidenses publicaron un estudio que estima que el número de víctimas de violación en la República Democrática del Congo es de 1.152 violaciones diarias, lo que equivale a 48 violaciones por hora. El mayor índice de violencia sexual del mundo. Una de las principales razones para que el país africano sea llamado "El Peor Lugar en la Tierra Para Ser Mujer".

Pero si ser mujer en Congo es difícil, imagínese lo que puede significar ser una mujer embarazada en Congo. En el informe anual de la organización británica “Save the Children” sobre la situación de las madres en el mundo, la República Democrática del Congo es "El Peor Lugar del Mundo Para Ser Madre", debido a que es el país con los peores niveles del mundo en cuanto a mortalidad materna, mortalidad infantil, educación y pobreza.
La tasa materna al parecer está en aumento. Cerca de 21.000 mujeres murieron en 2014 por complicaciones durante el embarazo o el parto. Cada 25 minutos muere una madre en Congo.  Entre el 11% y el 17 % de estas muertes maternas ocurren durante el mismo parto y entre un 50% y 71% durante el periodo del postparto. El precario sistema sanitario y la dificultad para llegar hasta un centro de ayuda también forman parte de las causas.

Por su parte, las mujeres que son atacadas y violadas, sufren igual que una embarazada de alto riesgo. Como lo he explicado a lo largo de estos últimos años, Congo vive una guerra y las violaciones sexuales son utilizadas como un arma de guerra. Las víctimas son desde niñas menores de 10 años, mujeres embarazadas, hasta mujeres mayores de 80 y las violaciones no se limitan a la penetración, ni se tratan del desahogo de un soldado. Los agresores introducen en los cuerpos de las víctimas elementos tóxicos, cortantes, machetes, armas, botellas de plástico calientes, palos, tierra, todo lo que encuentren a mano con la intención de destruir sus órganos y acabar con su identidad. Porque ellos tienen claro que dañando a la mujer, dañan a la sociedad. 

De manera que en ambos casos, para ellas es muy difícil llegar hasta un centro de atención médica en esas condiciones físicas, ya que la mayoría viven en zonas rurales aisladas y tienen que hacer largas caminatas (desde 8 horas hasta varios días) para recibir ayuda. Muchas nos logran llegar y mueren por falta de atención médica y otras llegan cuando ya es demasiado tarde y mueren por complicaciones.

En el caso de las víctimas de agresiones sexuales, sólo el 1% de las mujeres llegan acompañadas por sus esposos, un 9% han sido abandonadas por su pareja y una de cada tres llega caminando sola hasta el centro médico.

Hay que reconocer que ya se están empezando a hacer cosas y cada vez más personas conocen la realidad que se vive en Congo. Lo sé por sus comentarios, por los medios de comunicación que han decidido difundir estas noticias y por los informes de organizaciones que se han unido con algún tipo de ayuda humanitaria o económica. Sin embargo, el porcentaje de nuevas estadísticas no va a cambiar mucho mientras existan en la zona grupos rebeldes combatiendo por el control del territorio, de las grandes riquezas minerales y sobretodo, gozando de impunidad, es del Gobierno congoleño que mas debemos esperar.

Leer también:
RD Congo es el Peor Lugar del Mundo Para ser Madre (Ranking Mundial)
Congoleños Siguen Huyendo de su País, 65% Son Niños Sólos

miércoles, 15 de abril de 2015

Los Mosquitos en la República Democrática del Congo

La BBC ha publicado 13 imágenes para mostrar la situación de los mosquitos en Congo, en un artículo titulado "In pictures: How to net mosquitoes in DR Congo".





Para ver el las 13 fotos completas con la descripción, ingresa en nuestra página de Facebook: Mujeres del Congo

miércoles, 3 de diciembre de 2014

Katanga, Su Castigo Es Ser Rica en Minerales


Katanga es una provincia en el sureste de la República Democrática del Congo, aproximadamente del tamaño de España. Su único castigo es ser rica en minerales; tiene el 34% de las reservas mundiales de cobalto y el 10% de cobre. También es rico en cadmio, cromo, carbón, oro, plomo, manganeso, plata, estaño, uranio y zinc. Por estas razones, ha sido el escenario de una rebelión que ha desplazado a cientos de miles de personas.

La provincia vive una catástrofe humanitaria ignorada, donde la violencia ha obligado a unas 400.000 personas a huir de sus casas desde finales de 2012, elevando la cifra total de desplazados internos a casi 600.000 personas. Sólo durante los últimos tres meses de 2014 más de 71.000 personas se han convertido en nuevos desplazados.

En el mes de octubre se registraron 1.737 "incidentes" en los territorios de Kalemie y en el denominado triángulo de la muerte (Manono, Mitwaba y Pweto) en el norte de Katanga. Sin embargo, las organizaciones locales aseguran que el número de incidentes es mucho mayor, pero la falta de acceso a zonas rurales aisladas donde viven las víctimas y el temor de muchas otras a denunciar la violencia, deja muchos casos sin documentar.
Estos incidentes incluyen saqueos, quema de casas, extorsión, tortura, trabajo forzado, reclutamiento forzoso por parte de grupos armados y violencia sexual. En los diez primeros meses de 2014, se registraron en Congo un total de 15.873 incidentes de este tipo, de los cuales más del 88% (14.057) tuvieron lugar en estos territorios.

La violencia sexual sigue siendo un motivo de grave preocupación: entre enero y octubre los equipos de protección de la ACNUR ayudaron a 1.564 víctimas de violencia sexual, pero la escasa presencia de organizaciones humanitarias y de desarrollo en Katanga les dificulta cubrir todas las necesidades debidamente.

En junio de 2014, hubo un secuestro masivo por el grupo insurgente Bakata Katanga, en la aldea Kamakolo Nkumba Kubukongolo, al sur de Pweto. En agosto siete mujeres lograron escapar de su cautiverio, durante el que sufrieron abusos sexuales y esclavitud.
Una de las mujeres, de 75 años, presentó múltiples heridas causadas por las continuas violaciones, mientras que la más joven, de 29 años, fue apuñalada en la mano cuando intentó resistirse a una violación. Otra de ellas murió en el camino.

Las mujeres relataron a las autoridades que los rebeldes todavía mantienen a otras víctimas, a las que siguen sometiendo a abusos sexuales.
El grupo insurgente, Bakata Katanga ha amenazado con tomar Lubumbashi, capital de la provincia de Katanga y la segunda ciudad más importante de la República Democrática del Congo.

Actualmente hay cerca de 2,6 millones de desplazados internos en la República Democrática del Congo; Katanga con 600.000 desplazados es la tercera provincia más afectada por el desplazamiento interno,  después de Kivu Norte y Kivu Sur, provincias en el este del país.

En el norte de Katanga hay 28 asentamientos para desplazados internos, mientras que los demás desplazados viven en comunidades de acogida, pero con limitado acceso a servicios de salud, agua potable, alimentos y educación.

Los ancianos que viven en el asentamiento de Mukondo han contado que 19 niños han muerto desde que llegaron en marzo, principalmente por anemia, diarrea y malaria. Durante ese mismo periodo, nueve mujeres murieron durante el parto. Este asentamiento acoge a unos 1.300 desplazados internos, más de la mitad de los cuales son niños menores de 12 años. El centro de salud más cercano está a 22 kilómetros y la fuente de agua potable y escuela más próximas a 11 kilómetros.

Para frenar la violencia, se necesita aumentar la presencia de autoridades civiles congoleñas en las zonas afectadas, reforzar su presencia en el norte de Katanga para proteger mejor a la población civil y evitar más violaciones de derechos humanos.

Leer también:

lunes, 6 de octubre de 2014

2014: Sólo en Dos Regiones del País Van Casi 3.000 Violaciones


Desde hace un tiempo me he dado cuenta que algunos medios de comunicación (sobre todo digitales y españoles) se han preocupado por difundir las noticias sobre la violencia sexual como arma de guerra, que se vive en la República Democrática, y uno pensaría que mientras más personas estén al tanto, más rápido se hará presente la justicia, pero la realidad es que poco se ha logrado para hacer valer los derechos de las mujeres en el Congo, un país donde las violaciones sexuales son algo “normal”.

La organización Heal África, que gestiona un hospital en la ciudad de Goma (capital de la provincia de Kivu del Norte, al este del país) denuncio que en las regiones de Kivu norte y Maniema, se han producido casi 3.000 casos de violaciones en lo que va del 2014, de los cuales 1.573 han sido atendidos directamente por ellos. Esta cifra corresponde sólo a dos regiones de las que el hospital tiene conocimiento.
Otro reciente informe estima que el 24% de los hombres de las regiones de Ituri, Kivu Norte y Kivu Sur (las tres en el este del Congo) han sido expuestos a algún tipo de violencia sexual, pero es difícil precisar el número real de víctimas, porque en el caso de los hombres es mucho mayor el tabú.

Una de las cosas que más me preocupa de los últimos informes, es que se ha comprobado que cada vez son más los civiles que también cometen estos actos de violencia sexual, de manera que los grupos rebeldes, ya no son los únicos autores.

El Dr. Kasereka Lusi, es un cirujano ortopédico de Heal África y firme defensor de los derechos de las mujeres: "Este es un país donde violar a una mujer es como si fuera nada; hay que mostrar a las mujeres sus derechos y enseñar a los hombres a respetarlos”, comenta.

En Heal África se preocupan por atender a sus pacientes y también darles herramientas para reincorporarse a la sociedad, de manera que tratan físicamente sus problemas y también les enseñan a desarrollar sus habilidades en la costura o cerámica, para luego animarlas a vender sus artesanías. Incluso hay un salón con un profesor para enseñar a los niños pequeños, mientras sus madres se recuperan: "Cuando una mujer es analfabeta o absolutamente pobre, carece de confianza, por eso hay que darles herramientas", agrega el doctor Kasereka.

Saber que existen organizaciones y también miembros de la sociedad congoleña que a pesar de los pocos recursos prestan toda la ayuda posible, es ese rayito de esperanza del que nos aferramos para seguir creyendo en un mejor futuro.


Más cifras:
-De 1999 a junio de 2010, al menos 25.441 mujeres fueron tratadas en el Hospital Panzi por enfermedades ginecológicas, la mayoría graves traumas de violencia sexual y se han practicado cerca de 2.500 operaciones de reconstrución de fístula, ya que los atacantes suelen introducir objetos como botellas o palos en sus agresiones.
-En 2011, la organización de Kambale documentó hasta 9.404 violaciones en su centro médico.
-También en 2011, un informe del American Journal of Public Health aseguró que al menos 1.100 mujeres eran agredidas sexualmente al día en el país africano.
-En el análisis, centrado en el periodo 2006-2007, se narraban las vejaciones sufridas por más de 400.000 mujeres de edades comprendidas entre los 15 y los 49 años. Sin embargo, Naciones Unidas tan solo reconoció 15.000 casos.

lunes, 14 de julio de 2014

Minerales de Sangre en tus manos

Vuelve a ser noticia el tema de los "Minerales de Sangre" en RDC,
con la reciente campaña de la ONG Alboan “Lo Que Tu Móvil Esconde”, un video donde se explica el conflicto que se esconde en los productos electrónicos que usamos a diario. 

Ya he escrito al menos tres artículos al respecto, pero me alegra cuando una ONG se toma el tiempo de también hablar del tema y darle la importancia que se merece (sin duda tienen la capacidad de llegar a más personas), pues lo que mucha gente no sabe es que la atroz violencia que vive Congo (el conflicto armado más sangriento desde la II Guerra Mundial) es proporcional a la demanda de minerales de los ricos yacimientos en las regiones del Este del país, esclavitus sexual, trabajo forzado...

El Congo tiene aproximadamente el 80% de las reservas a nivel mundial de coltan, además de estaño, oro, y wolframio (o tungsteno) minerales INDISPENSABLES para las nuevas tecnologías, así que es muy probable que nuestros teléfonos móviles tengan materiales que financian el conflicto armado del Congo.
Por ejemplo, el tantalio (o tántalo) es un derivado del coltan clave en la electrónica moderna, es el que hace posible fabricar gadgets cada vez más pequeños, también escencial para impsulsar una serie de aplicaciones militares como los drones y en tecnologías aeroespaciales gracias a condensadores de tantalio que hacen funcionar aplicaciones a altas temperaturas, una verdadera maravilla para la tecnología.

La venta y contrabando de la riqueza natural de este país ha proporcionado la financiación de grupos armados y el aumento de desplazados, además de la explotación laboral de los refugiados, la captación de menores para convertirlos en soldados, los grupos ilegales que cobran impuestos a los mineros o amenazan con matarlos si no pagan y el exorbitante índice de agresiones sexuales a mujeres y niños que trabajan en este lugar.

Las campañas para el uso de "Minerales No Conflictivos" está dirigida a las empresas de la electrónica, para que utilicen materiales de un mercado legal y transparente y aunque el problema es difícil de controlar, la organización para la Cooperación Económica y el Desarrollo (OCDE) trabaja para combatirlo y proteger a las víctimas, mientras que el Gobierno de la Republica Democrática del Congo ha entregado una lista en la que las empresas pueden identificar las minas que no son controladas y amenazadas por estos grupos criminales. (aunque yo desconfió taaanto del gobierno concgoleño) Pero en fin, la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos (SEC) ha actuado al respecto, presentando una fecha límite para que 1.200 compañías reporten si sus microchips utilizan algún metal proveniente de las minas controladas por los grupos armados.

La respuesta de las empresas que pueden estar involucradas han sido diversas, por ejemplo Intel entrego a la SEC un informe independiente sobre sus fuentes de estaño, tungsteno, tántalo y oro, conocidos como los metales 3TG, mienstras que Vodafone, Ford y Google culparon a sus subcontratistas por no haberles informado sobre el origen de sus metales 3TG y otras empresas ni siquiera han mostrado interés en verificar sus cadenas de suministro ya que esto representaría un gran costo para ellas. Inclusive argumentan que tener que declarar el origen de los minerales (de conflicto o no) es una violación a su libertad de expresión.

El objetivo de Alboan para detener esta tragedia es ejercer presión a las autoridades europeas para que legislen un ley que dificulte a las 400 empresas europeas del sector beneficiarse a costa del sufrimiento de pueblos como el Congo y concienciar a la sociedad para que colabore mediante la difusión de la campaña, firmas o financiación.

Aquí les dejo el link del video completo de la campaña “Lo Que Tu Móvil Esconde”, vale la pena verlo completo para entender con claridad el conflicto de los minerales de sangre, que probablemente tenemos en nuestras manos en este momento:



Leer también:

lunes, 7 de julio de 2014

Nueva masacre: ONU y Ejercito no hicieron nada para atender llamado de auxilio

El pasado mes de junio ocurrió una nueva matanza al este de Congo, en la localidad de Mutarule (en el valle del río Ruzizi, cerca de la frontera con Burundi), donde un grupo armado irrumpió de madrugada en una iglesia protestante donde dormía un grupo de personas que habían participado en una asamblea general de fieles. Se confirmó que treinta civiles de la etnia Bafulero, en su mayoría mujeres y niños fueron asesinados.
Según algunos sobrevivientes y fuentes locales, los autores de la matanza pertenecían a la comunidad de los Barundi y el ataque estuvo relacionado a disputas de ganado.

El este de la República Democrática del Congo alberga una gran cantidad de grupos armados y milicias, los cuales compiten por el control de los enormes recursos de la región. Varios de los grupos rebeldes que están sembrando la intranquilidad en la zona surgen o surgieron en otros países vecinos, como Burundi, Uganda y Ruanda.

Pero la peor parte de esta noticia no es esa, sino saber que pudo evitarse! El pasado jueves se dio a conocer un comunicado de la organización estadounidense Human Rights Watch, que acusa al ejército congoleño y a los cascos azules de la ONU de pasividad ante esta matanza étnica perpetrada en junio, pese a que habían recibido llamados de ayuda desesperados desde el inicio del ataque y que se encontraban en un radio que les permitía intervenir.
La investigación de HRW confirmó que un alto militar congoleño había sido directamente advertido e informado sobre el ataque, al igual que los miembros de la ONU que eran conscientes de lo que sucedia (con base a 9km), pero no hicieron nada para atender el llamado de auxilio y de hecho, no visitaron la zona hasta dos días después.

Después que se hizo conocer la tragedia, el jefe de la Misión de estabilización de Naciones Unidas en la RDC, Martin Kobler, ofreció disculpas y lamento la pasividad de MONUSCO.
Kobler, asegura que en circunstancias parecidas, los cascos azules ya tienen la consigna de actuar sin esperar a recibir la orden para salvar la vida de los ciudadanos. 

Noticia completa de Human Rights Watch: http://bit.ly/1s1hbhu

viernes, 18 de abril de 2014

Bonobos y Lesula, en extinción.

Hace más de un año (Enero de 2013) escribí en la página de Facebook de Mujeres del Congo una nota corta sobre los Bonobos y cuatro meses antes (Septiembre de 2012) también sobre el Lesula, dos especies que habitan ÚNICAMENTE en la República Democrática del Congo y que están en peligro de extinción, debido a la pérdida de su hábitat natural y a la creciente caza ilegal de carne de animales silvestres, lo que amenaza aún más la supervivencia de estos simios. 

Los Bonobos o chimpancé pigmeo son conocidos como los "hippies" del reino de los simios, porque se les considera una especie pacífica y sociable que está más interesada en hacer el amor que en matarse unos a otros. Son parientes cercanos de los chimpancés y comparten el 98.7% del ADN con los humanos, pero a diferencia de sus parientes, incluidos los humanos, ellos evitan enfrascarse en conflictos violentos a pesar de vivir en un país en constante guerra.

El bosque donde viven se ha agotado en más del 70% en las últimas décadas y sigue siendo arrebatado a un ritmo alarmante, debido a la guerra y deforestación. Es muy probable que pueden ser cazados hasta la extinción por los humanos que los comen.

Por su parte, el Lesula es la segunda especie de mono africano descubierta en los últimos 28 años, en una región poco explorada del Congo. Aunque fue descubierta en el 2007, no fue sino hasta el 2012 que se confirmo como especie.
El Lesula se ve amenazado principalmente por la caza local de carne de animales silvestres.

Algo curioso que leí hace un tiempo, fue sobre la primera vez que los investigadores vieron un Lesula. Fue con una niña que lo llevaba como su mascota. Al principio creyeron que se trataba de un mono lechuza (muy parecido), pero después de algunos exámenes de tejido comprobaron que efectivamente era una nueva especie!
Debido a los asentamientos humanos en la región, el Lesula ha tenido que dirigirse a otras áreas para sobrevivir. Los ambientalistas dicen que la estabilidad en la RDC es VITAL para asegurar los programas de conservación, de manera que estas especies son capaces de vivir en Congo mientras los humanos se los permitan.

¿Y nosotros qué podemos hacer desde acá? Por favor ayúdanos a difundir estos artículos!

Leer también:

miércoles, 12 de marzo de 2014

Congo en Emergencia Permanente


Es triste tener que decir que Congo se encuentra en un estado de Emergencia permanente. A pesar de los acuerdos de paz que se han hecho y que han ofrecido una relativa calma en la mayor parte del país, la guerra y el sufrimiento en las provincias del Este (Kivu Norte, Kivu Sur...) no han cesado; los combates y abusos siguen siendo el pan de cada día, mientras que la violencia y la impunidad son absolutas.

Basta con adentrarnos en el tema de los desplazados, para darnos cuenta que la guerra parece haber logrado poco a poco su objetivo de ahuyentar a las personas de sus poblaciones para obtener el control de las tierras. Millones de personas se han visto forzadas a desplazarse de sus hogares caminando incluso hasta 120 kilómetros de distancia para huir de la violencia, los combates, la persecución, los abusos sexuales, torturas, saqueos, reclutamiento forzoso (de adultos y menores) y muchos otros abusos a los derechos humanos.

Pero eso no es algo nuevo, por ejemplo en abril del 2012 hubo un desplazamiento masivo que obligo a 44.000 personas a buscar protección en Uganda, 20.000 en Ruanda y 6.000 en Burundi. En la actualidad se calcula que al menos 2,96 millones de personas se han desplazado.

Existen campamentos para refugiados gestionados por ONG’s como ACNUR o MSF, pero la asistencia humanitaria que se necesita para cubrir las necesidades es enorme y la vida en los campamentos tampoco es fácil, a pesar de que el Programa Mundial de Alimentos (PMA) de la ONU distribuye comida, nunca es suficiente y a veces no hay que comer.

Por su parte, los desplazados “ocultos” que viven escondidos en el bosque o con familias que les han dado posada, es poca o ninguna la asistencia humanitaria que reciben. En el caso de las mujeres, la mayoría (por no decir todas) han sido víctimas de violencia sexual en repetidas ocasiones, en sus aldeas, campos, hogares o hasta en los mismos campamentos y por eso en busca de protección algunas se convierten en “la compañera” de un hombre que ya tiene otra mujer.

Entre tanta inestabilidad y pobreza la vida parece desalentadora, las necesidades de protección y alojamiento son críticas, pero estos desplazados que provienen de diferentes pueblos y con diferentes historias, tienen en común el deseo de volver a empezar, su fuerza para sobrevivir y el anhelo de dar un mejor futuro a sus hijos.

Leer también:
Congoleños Siguen Huyendo de su País, el 65% Son Niños Sólos
25 Mil Congoleños Han Tenido Que Huir de su País

sábado, 25 de enero de 2014

Asiáticos, Responsables del Tráfico de Marfil en Congo

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) señala que la demanda insaciable de marfil en Asia ha provocado casi la extinción de la población de elefantes en África, los datos advierten que el tráfico ilegal de marfil casi se ha triplicado desde 1998.  

El principal camino que cruza la República del Congo de Norte a Sur, pasa por el borde del Parque Nacional de Odzala-Kokoua, ese tan sólo es el estrecho camino de uno de los últimos edenes aislados del mundo. El jefe de la unidad anti-caza furtiva del parque, Mathieu Eckel, sabe que eso esta cambiado y se ha dedicado durante el último año a recopilar pruebas de que "los chinos están involucrados en la obtención, el grabado y el tráfico de marfil por ese mismo camino."
Ahora sospecha que el mercado mundial que termina en Asia está más arraigado en este alejado rincón de África central de lo que muchos podrían imaginar: "Hemos tenido muchas historias que involucran a contrabandistas locales y chinos, pero para atrapar a los chinos tienes que encontrarlos con el marfil", dice Eckel.

El jefe de guardabosques se ha enfocado en una docena de sitios de construcción chinos que están repartidos a lo largo de ese camino y también, justo al lado de pequeñas aldeas que siempre han estado envueltas en la caza furtiva. Eckel sospecha que la situación empeora: "Les piden a todos en las aldeas que les consigan marfil; imagínense a un aldeano al que un chino le pregunta una vez al día si tiene marfil para comprárselo ($$$) ¿Qué va a hacer este hombre? Obviamente se volverá cazador furtivo".

El año pasado, su unidad capturó a un cazador con tres rifles AK-47 mientras trabajaba en una construcción. "Le pedí que me llamara al intermediario y lo pusiera frente a mí, pero el chino que le atendió la llamada le dijo que tenía muchas municiones y armas". Fué la primera vez que escuchaba que un ciudadano chino le llevaba municiones a un cazador en Congo.

Durante una semana del pasado noviembre, se llevaron a cabo cuatro operaciones en la capital, Brazzaville, en las que arrestaron a ocho personas. Entre ellos estaba un comerciante que tenía marfil esculpido y un ciudadano chino con joyas de marfil que trato de abordar un vuelo sobornando a todos a su paso. Para Eckel, la relación entre este remoto rincón de África y los mercados asiáticos de marfil esta más fuerte que nunca.

¿Y nosotros qué podemos hacer desde acá? Por favor ayúdanos a difundir estos artículos!


Leer también:

jueves, 24 de octubre de 2013

El Precio de los Minerales de Sangre.

Marcus Bleasdale es uno de los líderes a nivel mundial en fotoreportajes.
Su trabajo sobre los derechos humanos y el conflicto, cada vez  influye más en lideres y responsables de políticas en todo el mundo.
Ha trabajado en importantes revistas, ganador de numerosos premios y fue uno de los primeros fotoperiodistas en cubrir la guerra de la República Democrática del Congo. 

Durante la última década se ha dedicado a documentar sobre el tema de “Minerales de Conflicto” que se utilizan en una amplia gama de dispositivos electrónicos como cámaras, tabletas y consolas de juegos. “Yo uso la cámara para grabar las injusticias, para tratar de poner de relieve los abusos de derechos humanos y fomentar el cambio de políticas” asegura Bleasdale.

En las minas hay muchísimos niños reclutados que trabajan obligados por los militares y bajo condiciones de esclavitud. Cuando empieza la guerra, salen de las minas a luchar por la milicia para la que trabajan. En el caso de las mujeres, también trabajan bajo estas fuertes condiciones además de ser utilizadas como esclavas sexuales.

De estas minas se extrae minerales como coltan, estaño, tungsteno. Luego esos minerales se exportan ilegalmente de Congo a países vecinos como Uganda, Ruanda, Burundi y de ahí se abre camino a la costa africana donde se envía la mayor parte para las empresas de producción y fundición. Ese mineral es luego utilizado en los productos electrónicos que se crean en Asia y que nosotros compramos.

La solución para que no se sigan comercializando los minerales de esta manera  recae en el consumidor. En el 2010 se aprobó una ley para que las empresas estadounidenses que figuran públicamente sean responsables de informar si están recibiendo los minerales del Congo o sus alrededores. Empresas como Intel, Motorola, Philips han hecho un buen trabajo y algunos de ellos financian estas minas para que sean “libres de conflicto”. Pero otras compañías de productos electrónicos no han hecho nada al respecto y ahí es donde nosotros, los consumidores, tenemos que hacerles saber que estamos atentos a que se cumplan las leyes que existen para utilizar materiales de un mercao transparente y que no queremos tener en nuestras manos celulares manchados de sangre ni violaciones que sigan financiado la guerra del Congo.


En la edición de National Geographic que celebra sus "125 años", encontramos la contribución de Marcus Bleasdale con una serie de fotos captadas en duras condiciones de minas en Congo. Para ver todas las fotos visita nuestra fanpage de fb: Mujeres del Congo

jueves, 1 de agosto de 2013

Violaciones en Congo

El día que escogí el nombre de mi blog, no me detuve a analizar si llamarlo “Mujeres del Congo” o abarcar más con “Violaciones en Congo”, como lo hago ahora, desde que me dí cuenta que existe un porcentaje significativo de población masculina violada, algo que definitvamente no consideré en un principio. 

Ya sabemos que los agresores no tienen piedad, culpa, pudor, conciencia y al parecer ni sentimientos, porque como ya saben mis lectores asiduos y los que no les cuento, las violaciones en la guerra de Congo son más fuertes que lo que se puedan imaginar. No se limitan a la penetración, ni se trata del desahogo de un soldado. Los violadores introducen en los cuerpos de sus víctimas elementos cortantes y tóxicos, cuchillos, machetes, armas, botellas de plástico calientes, palos, tierra, con la intención de destruir sus órganos, además de su identidad. Como si fuera poco muchos de los agresores prefieren atacar delante del esposo, hijos y familia de la víctima, para que además de las consecuencias físicas, también generar el repudio posterior por la sociedad, mientras los agresores gozan de impunidad. Después de pasar por estos trágicos episodios, las victimas que sobreviven deben buscar atención médica, pero la mayoría vive en zonas rurales y debido a las condiciones físicas, muchas mueren en el camino o a la llegada por complicaciones.
Este último párrafo es básicamente un resumen para poner en contexto a los que no habían leído antes el blog.

Pero ¿Por qué? es la pregunta que siempre nos hacemos, pues porque los congoleños (principalmente las mujeres) son utilizados como un arma de guerra y su cuerpo un campo de batalla, con el objetivo de ahuyentar a la gente de los pueblos y así tener el control de las tierras. 

Pero empecé este articulo mencionando las violaciones también en hombres y este es uno de los casos. Se trata de una reciente víctima masculina, director de una organización en defensa de la población gay congoleña. El activista de “Rainbow Sunrise Mapambazuko”, Joseph Saidi recibió la llamada de una supuesta víctima pidiendo su ayuda desde la ciudad de Bukavu. Saidi fue al lugar pero no encontró a nadie y se hospedo en un hotel. En la madrugada dos policías entraron a su cuarto y con acusaciones absurdas lo encerraron en una celda durante cuatro días en los que fue insultado, pateado por policías, le negaron alimentos y finalmente violado con palos de madera por sus compañeros de celda, mientras que los agentes de policía observaban permitiendo tal hecho. 
Saidi huyo de la República Democrática del Congo y ahora vive escondido en un lugar secreto, considerando la posibilidad de solicitar asilo en un país menos hostil para las personas LGBT. 

Agradezco el significativo número de lectores que leen este blog y los links que comparten de mis artículos, y quiero aprovechar para aclarar que al escribir, hablar y difundir estas noticias el objetivo principal no es compadecer al Congo despertando instintos caritativos (aunque es inevitable), sino que se trata de remover las conciencias de los que sí pueden hacer algo para acabar con la violencia y por eso agradezco enormemente cada artículo que han compartido y cada una de las personas que se toma el tiempo de leer aunque sea un artículo. Gracias por ayudarnos a correr la voz!

Leer también:
"22% de los hombres han sido victimas agresiones sexuales en Congo" http://bit.ly/1mSbqlz
"SIN LÍMITE: Violencia sexual contra mujeres y hombres" http://bit.ly/1qEc7i1
"También existen casos de hombres violados en Congo" http://bit.ly/1nFjg2E

sábado, 8 de junio de 2013

Kony Amenaza la Supervivencia de los Elefantes Africanos

Como si no fuese suficiente con las atrocidades que durante años ha cometido el líder Congoleño Joseph Kony y su ejército, ahora está utilizando la caza furtiva de elefantes y el tráfico de su marfil como medio de financiación, amenazando la supervivencia de los elefantes africanos.

A finales del mes pasado, las Naciones Unidas denunciaron que el comercio ilegal de marfil se había convertido en una importante fuente de financiación para grupos armados y ahora un nuevo reporte publicado en base a investigaciones de campo (Proyecto Enough, Invisible Children, The Resolve y Satellite Sentinel Project) alertaron de esta práctica y en uno de sus informes aseguran que “Con los precios del marfil en niveles récord, este comercio ofrece al LRA otra forma de supervivencia al margen de sus saqueos habituales”. Algunos testigos (secuestrados del ejercito) dicen haber visto helicópteros sin identificar, comercializando el marfil para obtener alimentos, armamento y municiones.

Con este tema se me hace imposible no recordar la indignante foto del Rey Carlos de España orgulloso de su caza de elefantes y también refrescar la curiosidad -ahora que hablamos de Kony- sobre qué paso con la orden de arresto emitida en el 2005 por la Corte Penal Internacional o la impresionante campaña que se hizo para capturarlo en el 2012?. (No la vieron? les dejo el video: Kony)

Raro que después de tanta bulla internacional con el tema de su captura, ahora el tema este prácticamente olvidado. No me cuesta imaginar que intereses políticos (como siempre) supieron desvanecer este asunto.

Leer también: